Tasa de interés de referencia: ¿Cómo funciona?

tasa de interés

Martes de Inversión y Finanzas

Durante todo el 2022 y los primeros meses del 2023 escuchamos que los bancos centrales de la mayoría de los países del mundo están subiendo las tasas de interés para combatir la inflación. También vimos que muchos bancos han empezado a subir las tasas de interés que cobran por los préstamos que dan y que están aumentando las tasas de interés que pagan por los depósitos de los ahorradores.

Pero, ¿por qué ocurre esto? ¿Por qué los bancos centrales obligan a los bancos a subir o bajar las tasas de interés? En el artículo de hoy voy a tratar de responder estas preguntas de la manera más simple posible.

¿Cómo funcionan la tasa de interés de referencia y cómo afecta a nuestros ahorros y a la economía?

Partamos entendiendo cómo funciona un banco en simple. Si un banco recibe $100 en depósitos, este no guarda todo en su bóveda. Solo guarda una parte muy pequeña, imaginémonos el 10 % y los $90 restantes los presta a una tasa de interés. Esto está permitido por ley y todos los bancos deben mantener un porcentaje mínimo en efectivo sobre todos los depósitos que han recibido. A esto se le conoce como requisito de reserva o encaje.

Para el caso de Estados Unidos, este porcentaje mínimo lo establece la Reserva Federal (Fed) o Banco Central y lo hace en función a los planes para la economía del país. Este porcentaje puede variar año a año dentro del rango de 3 % a 10 %, dependiendo el tamaño de los depósitos que tiene el banco y los planes que tiene para la economía.

Extraído de Council on Foreign Relations

Pero ¿qué pasa cuando un banco presta más de lo que puede por ley? Es decir, tiene menos dinero en sus reservas del exigido. Cuando esto pasa, el banco necesita financiarse con otros bancos para poder mantener este porcentaje mínimo por ley si es que no quiere recibir fuertes multas. Este cuadre de reservas para cumplir con el porcentaje mínimo se hace todos los días por las noches.

Entonces, cuando un banco le pide prestado a otro banco, existe algo que se llama la tasa de interés interbancaria y esta tasa se establece por la tasa de referencia que pone cada banco central. Y es en función a esta tasa de referencia que los bancos establecen el resto de las tasas a las que van a prestar. Tasas tanto para créditos personales, hipotecarios, para empresas e incluso las tasas de tarjetas de crédito.

¿Por qué los bancos centrales suben o bajan la tasa de interés?

Los bancos centrales tienen como principal objetivo promover una economía segura y fuerte, esto incluye mantener una buena tasa de empleo, precios estables y tasas de interés que vayan en pro de la economía. La herramienta que tiene para poder lograrlo es el manejo de las tasas de interés de referencia.

Por ejemplo, los ajustes que la Fed le hace a la tasa de interés de referencia buscan hacer que los altibajos de la economía sean más suaves. Además, que las recesiones le impacten menos a la economía, como pasó en marzo de 2020 con la pandemia, en donde la Fed llevó a niveles de cero las tasas de interés para evitar que la economía colapse por las restricciones. Otro punto importante es que la subida o bajada de tasas de interés ayuda a los bancos centrales a controlar la inflación.

¿Por qué se bajan la tasa de interés?

El principio de tasas de interés bajas es simple. Cuando hay tasas de interés bajas, es “barato” endeudarse. Las empresas, personas y economía en general quieren endeudarse barato para poder invertir o salir a gastar. Esto quiere decir que cuando hay tasas de interés bajas hay más dinero en circulación porque las personas y empresas han pedido prestado más. Y como es muy accesible para todos pedir préstamos, se estimula el consumo y el crecimiento en la economía.

Al haber tasas de interés bajas, es probable que los negocios vayan a pedir prestado dinero para financiar sus expansiones o el desarrollo de una nueva línea de producto, por ejemplo. Las familias van a pedir prestado para comprarse una nueva casa, financiar un viaje o pedir un prestamos personal para lo que necesiten. Esto porque pedir prestado cuando las tasas son bajas es bastante barato, lo cual trae inversión y consumo que se traslada en crecimiento para la economía.

¿Por qué se suben la tasa de interés?

Una subida de tasas de interés genera todo lo contrario. Cuando se suben las tasas de interés se frena el crecimiento de la economía. Pero, ¿por qué los bancos centrales quisieran frenar el crecimiento económico?

Los bancos centrales saben que subir las tasas de interés puede traer consecuencias a corto plazo, por eso las sube cuando sabe que la economía es fuerte y está pasando por un buen momento. O también cuando necesitan desacelerar el consumo para bajar una alta inflación, como es el caso de las economías del mundo hoy en día.

La inflación se genera cuando hay un exceso de demanda de productos y una poca oferta que satisfaga esa demanda. Es decir, más personas quieren un bien o servicio, pero son pocas las empresas que lo pueden producir, por eso los precios suben y se genera inflación. Para controlar que la inflación se dispare, los bancos centrales suben las tasas de interés para buscar ralentiza el consumo y terminar controlando los precios. Unas tasas más altas, frenan el consumo excesivo en las economías.

Con una subida de tasas de interés se busca que el crecimiento de la economía sea sano y pueda ser consistente en el tiempo. La economía tiene ciclos, y tener tasas altas implica que cuando haya una recesión haya espacio para poder volver a bajarlas y seguir nuevamente con el ciclo que se repite una y otra vez.

¿Cómo se han comportado la tasa de interés en Estados Unidos en los últimos 22 años?

tasa de interés
Fuente: Tradingeconomics.com

En este gráfico vemos cómo evolucionan y cambian las tasas de interés. Por ejemplo, en el 2000 las tasas de interés en Estados Unidos eran de 6 %. Cuando reventó la burbuja de las punto.com, la Fed llevó las tasas de interés de 6 % a 1 % para estimular el consumo y poder ponerle fin de la crisis del momento. Una vez que la crisis pasó, la Fed volvió a subir las tasas hasta niveles de 5 %, justamente para tener un crecimiento sano en la economía. Un tiempo después, 8 años más tarde, llegó la crisis financiera a fines del 2008, inicios del 2009.

Nuevamente, cuando el mercado colapso y muchas empresas se fueron a la quiebra y miles de familias no podían pagar sus hipotecas y deudas, la Fed volvió a bajar las tasas de interés de niveles de 5 % hasta niveles del 1 hasta 0.5 %. Una vez que acabó la crisis, empezaron nuevamente a subir las tasas.

Y vemos que en marzo del 2020 pasó lo mismo. Cuando el mundo se cerró por completo a raíz de la pandemia, la Fed nuevamente volvió a bajar las tasas de interés para evitar un colapso mundial. Esto logró que las empresas y familias puedan pedir prestado dinero “barato” y gastarlo para incentivar la inversión y el consumo. Hoy las tasas de interés ya están altas otra vez, para frenar la inflación actual.

Como podemos ver, la economía tiene ciclos y las tasas de interés son las herramientas que tienen los bancos centrales para poder estimular y frenar el consumo, y con esto lograr el crecimiento económico que buscan a largo plazo. En un próximo artículo les estaré contando el impacto que tiene la subida y bajada de tasas de interés para los mercados financieros y cómo esto puede afectar o beneficiar a nuestras inversiones.

Compartir en: